Equipo de alta seguridad para reducir la violencia en el lugar de trabajo

Aunque no nos guste creerlo o nos cueste admitirlo, la violencia en el lugar de trabajo es común.

Según un estudio de la Asociación Contra el Acoso Psicológico y Moral en el trabajo, se concluyó que en España un 15% de los trabajadores sufre de mobbing en el lugar de trabajo, con datos del año 2017.

Mientras que de acuerdo con datos del Observatorio Permanente de Riesgos Psicosociales, 17% de los trabajadores en España han sido objeto de algún comportamiento violento en el trabajo.

Sin embargo, el equipo de seguridad puede prevenir la violencia en el lugar de trabajo y mantener a los empleados seguros.

Estos son los principales elementos a considerar:

1. Vigilancia por video

Si tu negocio o empresa está equipado con cámaras de vigilancia visibles, entonces los empleados serán menos propensos a cometer un acto violento, ya que saben que están siendo vigilados.

Las cámaras también aumentan la visibilidad del lugar de trabajo, permitiéndote vigilar tu negocio en cualquier momento y desde cualquier lugar.

Aunque las leyes de privacidad impiden instalar cámaras en cualquier lugar de un lugar de trabajo, hay lugares que puedes controlar legalmente para garantizar un entorno de trabajo seguro.

Considera instalar cámaras de vigilancia:

  • Sobre las entradas
  • Alrededor del perímetro del edificio
  • Detrás de las cajas registradoras
  • En las salas de descanso
  • En las áreas de recepción
  • En las salas de suministros

2. Control de acceso

El control de acceso proporciona una capa de protección adicional al restringir áreas específicas de tu negocio o empresa al personal autorizado.

A los empleados se les permite la entrada a los edificios o habitaciones mediante tarjetas de acceso, intercomunicadores o sistemas de identificación con foto o lectores.

Los registros de datos también registran quién entra y sale de habitaciones específicas. Si ocurriera un acto violento, los dueños de los negocios podrían ver quién estuvo presente durante el incidente.

3. Botones de pánico

Los botones de pánico ofrecen una solución rápida para alertar a las autoridades competentes si tu lugar de trabajo se encontrara en una situación violenta.

Estos botones suelen ser pequeños y se colocan en un lugar conveniente y discreto. También puedes decidir si prefieres un botón de pánico que sea silencioso, o uno que sea ruidoso.

Los botones silenciosos son principalmente para situaciones tensas como un robo, mientras que los botones audibles advierten a otros del peligro potencial.

Para complementar este equipo, tu empresa necesita tener un plan de acción claro para ayudar a prevenir y minimizar el daño de la violencia en el lugar de trabajo.

¿Qué otras medidas conoces para lograr un lugar de trabajo libre de violencia? Comparte tus consejos y experiencias en los comentarios.

Deja un comentario